5 Oraciones para dominar a mi jefe

En el ambiente laboral es muy importante que reine paz y tranquilidad, pero en ocasiones contamos con un jefe que atrae todo lo contrario al lugar, imposibilitando realizar el trabajo de una manera tranquila y optima. Pero mediante una oración para dominar a mi jefe, podemos lograr que su forma de ser mejore, así como también logremos amansar su carácter mediante la santa y bendita oración.

Oración para dominar a mi jefe

Oración al Corderito Manso

Resulta bastante común conseguirnos con un jefe que haga nuestro trabajo más complejo por su carácter dominante y complicado. Si este es tu caso, aquí te mostramos la oración al corderito manso para dominar a tu jefe. Esta puedes hacerla con mucha fe y los resultados serán inmediatos.

“Corderito Manso,
vengo a ti en busca de que puedas cumplir mis plegarias,
tú que eres el Santo Cordero de Dios,
que ha venido ha de quitar todo pecado del mundo,
te ruego de rodillas tu intercesión,
te pido que me ayudes a dominar a (nombre del jefe),
domina cada aspecto negativo que entorpece mi trabajo,
doma su feroz forma de expresarse,
controla ese carácter recio
que no permite escuchar a nadie,
domínalo con tu santa gracia,
llenándolo de tu docilidad,
conviértelo en un ser capaz
de escuchar y hablar,
no permitas que incomode más el ambiente laboral,
concédele la capacidad para
afrontar todo el estrés y las situaciones complicadas que se presenten
desde tu nobleza y tu santa gracia.”

Oración al Corderito Manso 2

“Oh Corderito Manso,
tú que eres noble servidor del señor,
tú que con tu gracia y tu honradez combates el mal,
acudo a ti en busca de tu intercesión,
te pido que (nombre del jefe) reciba tu santa presencia,
para que con tu infinita gracia,
puedas inundarlo de nobleza,
te solicito hoy aquí,
que lo amanses,
que amanses su corazón que resulta ser duro en ocasiones,
amansa su alma que no parece descansar,
amansa su mente para que encuentre paz,
amansa su forma de actuar para que lo haga desde la asertividad,
no permitas que continúe
con su forma de llevar todo en el trabajo,
amansa su carácter para que sea capaz
de escuchar, hablar y decidir,
desde tu nobleza.”

Oración de la Santa Muerte

“Oh hermosa y bendita Santa Muerte,
tú que proteges a los que te más te necesitamos,
tú que alejas todo enemigo y maldad,
estoy aquí,
en busca de tu consuelo y de tu ayuda,
te pido Santa Muerte,
que (nombre del jefe) sea dominado por tu presencia,
para que alejes de él,
toda la maldad que embarga su cuerpo,
no permitas que pueda lastimarme,
no permitas que pueda herirme,
te ruego que domines todo su corazón,
y saques de él las tinieblas que lo inundan,
no permites que reine la maldad,
domina su alma oscura,
que no tenga más remedio que soltar toda la malicia,
concédeme el milagro de tu intercesión,
para que así,
pueda estar protegido en mi trabajo.”

Oración a San Marcos de León

Siempre encontraremos a un jefe que entorpezca nuestra buena labor debido a su carácter dominante y ofensivo. Por ello, es preciso que conozcas la oración a San Marcos de León. Hazla con gran devoción y verás cómo lograrás dominar a tu jefe.

“San Marcos de León,
tú que estando en el desierto dominaste al león,
tú que eres santo protector,
me presento ante ti para solicitar tu socorro,
te pido que vengas en mi auxilio,
porque estoy realmente desesperado,
por favor, domina a (nombre del jefe)
como dominaste aquel león,
domina su corazón que parece no poseer buenos sentimientos,
domina sus pensamientos para que consiga calma,
domina todo su cuerpo,
para que la energía fluya a través de él,
de manera que deje de lado su actitud dañina,
no permitas que me dañe,
domina cada instinto maliciosa que posea,
y bríndale la capacidad de ser una persona diferente,
domínale con firmeza y rapidez,
mientras que yo,
seguiré siendo devoto a tu santidad.”

Oración a San Marcos de León 2

 

“San Marcos de León,
vengo a ti confiando en tu infinito poder,
tú que domas y amansas cualquier bestia,
tú que alejas los enemigos de quien te lo pide,
te imploro que amanses y domines a
(nombre del jefe),
amansa la dureza que hay en su interior,
confiere la capacidad para que pueda ser dócil,
amansa su cuerpo y su alma,
llénala de luz y aleja las tinieblas,
amansa su forma de ser
para que no lastime a nadie,
protégeme ante todo momento de malas intenciones,
amansa su espíritu que resulta ser indomable,
amansa sus malos sentimientos
y conviértelos en buenos,
amansa sus defectos
y conviértelos en virtudes,
te pido tu santa intercesión,
para que puedas amansar todo su ser.” 

Deja un comentario